¿Podemos viajar a Estados Unidos sin visa?

Viajar a Estados Unidos sin visa es posible siempre que solicites el ESTA, un permiso mucho más rápido y fácil de tramitar.

Cuando pensamos en viajar a Estados Unidos, la palabra “visa” es la primera que se nos aparece en la mente, pensado que este documento es esencial para todas aquellas personas que busquen visitar el país gobernado por Donald Trump.

Sin embargo, la visa no es necesaria, al menos para los españoles. Como miembros del grupo de 38 países exentos de obtener visa a la hora de viajar a Estados Unidos, podemos solicitar otro documento cuya gestión es mucho más rápida y su validez igual de apta si vamos a realizar un tránsito o buscamos estar unos días en el país norteamericano.

El ESTA, acrónimo de Electronic System for Travel Authorization (o Sistema Electrónico para la Autorización del Viaje), es un documento que debemos solicitar a la hora de viajar a Estados Unidos a través de la página web oficial del sistema. Un proceso que apenas conlleva 10 minutos de tiempo mediante el que se realiza un formulario con algunas preguntas que debes contestar con SÍ o No. Una vez rellenado, debes añadir el número de contacto de un amigo o familiar como referencia en caso de existir algún problema durante tu tiempo en territorio estadounidense.

La solicitud del ESTA suele tardar un máximo de 72 horas y es enviado a tu correo electrónico a fin de que puedas aportarlo como prueba cuando entres en alguno de los aeropuertos de Estados Unidos, ya sea por cuestiones de turismo o durante una escala hacia otro destino.

Otro de los aspectos positivos a la hora de sacar el ESTA es la duración del documento durante dos años consecutivos. Si tu pasaporte no caduca en este plazo, podrás realizar todos los viajes que quieras a Estados Unidos sin necesidad de tramitar una visa, documento necesario en caso de que quieras instalarte o pretendas trabajar allí.

Relacionado:   Mejores barrios de arte urbano

A diferencia de algunos países que sí deben solicitar la visa a la hora de entrar a Estados Unidos, los españoles podemos entrar tan solo con el ESTA, documento que comenzó a ser vigente en 2008 con motivo del Programa de Exención de Visa en el cual se incluyen España, Chile, Francia, Japón o Australia.

No obstante, el ESTA no te asegura la entrada en Estados Unidos hasta que no llegues a la aduana y los agentes encargados contrastes tus datos con preguntas acerca de tu trabajo o el motivo de tu viaje. Preguntas que, por otra parte, no suelen suponer un problema siempre que seas honesto con los motivos de tu viaje.

Una forma mucho más rápida y eficaz de gestionar vuestro viaje sin tensiones ni necesidad de una visa que siempre deberás requerir si vas con otras intenciones.